El pronombre reflexivo indica que el sujeto no es solamente el ejecutor de la acción sino la meta de la acción.

ejemplo
Yo me lavo.
Tu te lavas.
Él se lava.
etc.

El pronombre reflexivo puede ser acusativo o dativo.

ejemplo
acusativo: Yo me veo.
dativo: Yo me lo permito.
ejemplos
acusativo dativo reflexivo
me me me
te te te
le / la lui se
nous nous nous
vous vous vous
les leur se

Hay un solo contexto en el cual hay que distinguir entre un pronombre reflexivo que es objeto directo y otro que es objeto indirecto. En el caso de que el pronombre reflexivo sea un objeto directo, el participio perfecto concuerda en género y número con el sujeto de la frase, lo que no es el caso, cuando dicho pronombre reflexivo es un objeto indirecto.

Elle s' est vue dans le mirroir.

=> Elle se ha visto en el espejo.

Elle s' est dit que cela n' est pas possible.

=> Elle se dijo que aquello no era possible.