En el fondo de esta situación el pronombre relativo dont solo sustituye a la preposición de y por lo tanto no se puede utilizar duquel / de laquelle / desquels / desquelles. (Si se trata de una frase relativa no restrictiva se puede sustituir con de qui, pero como este es un caso muy raro e incluso en este caso es mejor construir con dont, más vale olvidar esta excepción por completo. Veamos un ejemplo y olvidémoslo.)

ejemplo
Le monde dont il rêve est trivial.